¿Cuál es el mejor portabebé para mi?

Al tomar la decisión de portear, la siguiente pregunta es ¿cuál es el mejor para mí y para mi pequeño? o

Por Dios!! Hay tantos… ¿Cuál elijo?

 

 

Lo Primero es que tengamos claras cuales son nuestras necesidades. Pues nuestras necesidades no son las mismas que otras familias. Aquí una lista de preguntas que son el primer paso para la elección del Portabebé más adecuado para ti y tu pequeñito.

  1. ¿Desde que edad vamos a usar un portabebé? ¿Hasta cuándo usaré el portabebé?
  2. ¿Qué uso le vas a dar? Si pretendes usarlo continuamente, deberás elegir uno que sea ajustable, hecho de un material fresco como el algodón y que te resulte super cómodo.
  3. ¿Vivo en una zona calurosa o muy fría? Así escogeremos el material adecuado

Luego que lo tengamos claro procederemos a identificar las necesidades de nuestro hijo según su edad. Así que para ti hemos preparado una clasificación de portabebés por edades.

Lo primero y más importante es que tengamos claro que los portabebés ergonómicos son los únicos que respetan la postura fisiológica del bebé, conocida como la posición ranita.

Pero, ¿Qué es la posición ranita?

Es cuando la espalda del bebé tiene la forma de una C y sus piernas forman la letra M. Esta pose es la misma que llevaban en el vientre materno. Al paso del tiempo su espalda formará una S y sus caderas podrán abrirse más hacia los lados.

Desde el nacimiento: 

Un recién nacido no tiene tonicidad muscular para sujetar su cabeza, cuello y columna, por lo que necesita un portabebés que se adapte a él delicadamente y a la vez lo envuelva con firmeza, pero sin puntos de presión, ofreciéndole el soporte necesario.

  • Fular Semi elástico

Es el más sencillo y práctico. Consta de una tela larga generalmente hecha de algodón, la cual pre anudamos y después introducimos o sacamos al bebé sin necesidad de deshacer el nudo. Puede utilizarse de diferentes maneras: delante, a la cadera y a la espalda. El punto en contra, es que al ser elásticos son de corta vida, en especial con bebés superiores a los 10 kg.

  • Fular Tejido

Es una tela larga tejida rígida, generalmente hecha de algodón, lino o bambú. Podemos decir que es el Portabebé que mejor reparte el peso en la espalda del porteador. Al ser tejido, tiene mayor duración. Este es un poquito complicado, ya que tendremos que anudarlo con una mano mientras sujetamos con la otra a nuestro bebé. Con este tipo de tela rígida se consigue un mejor ajuste, sobre todo cuando los bebés pesan más de 7kgs. Impide que el bebé se desplace o mueva dentro del Portabebé, siendo más cómodo para el porteador. Es el más adecuado para estar piel con piel con bebés prematuros ya que suelen tener hipotonía muscular.

  • Fulares de Agua

Hechos de tela sintética, tipo bañadores. Especialmente para bañarnos junto a nuestro bebé en ducha, piscina o mar, pero tomando siempre las precauciones debidas.

  • Bandolera

Es muy similar al fular tejido, con la diferencia que este no se anuda sino se pasa por unos anillos donde se regula el ajuste. Es un Portabebé que carga el peso del bebé en diagonal, desde un hombro, por la espalda y terminando en la cadera opuesta al hombro. No es que se cargue el peso en un sólo hombro, sino que lo distribuye de forma no simétrica. Nos da la facilidad de poder dar de lactar de forma discreta. La tela es muy fresca, ideal si estamos en verano. Se puede llevar delante y a la espalda, pero es mucho mejor llevarlo a la cadera.

  • Mochilas evolutivas baby

Cuentan con una estructura tradicional de mochila (panel de tela + tirantes y cinturón acolchados). La particularidad de estos modelos es que es posible achicar el panel a lo ancho y alto. Lo mejor de este portabebé es que el asiento es ajustable, que la convierte en una mochila apta para diferentes tramos de edad. Tiene un ajuste perfecto al tamaño del bebé o niño. Este ajuste de anchura, optimiza la correcta posición del bebé, se adaptan siempre a su fisiología, sin necesidad de usar ningún tipo de reductor.

  • Mei tais evolutivos

Son muy parecidas a las mochilas evolutivas. Consta de un panel con cuatro tiras: dos las anudas en tu cintura y las otras dos las cruzas por la espalda y las traes hacia delante ajustando la tela que queda en tus hombros. Es muy fácil de colocar y la podemos usar desde los 2 meses hasta aproximadamente los dos años. Son ajustables en el ancho y alto.

A partir de 6 meses, cuando puede sentarse

Podemos usar fular tejido, bandoleras, mei tai, mochilas evolutivas y ….

  • Mochila ergonómica standard

Son rápidas de poner y muy prácticas con bebés que caminan y quieren subir y bajar de los brazos.

  •  Portabebé Ligero

También se les llama ayuda-brazos. Al ser tipo malla son muy frescos para usar en verano. No sujetan toda la espalda del bebé y es necesario que se la sostenga con un brazo. Son rápidos y fáciles de colocar.

Niños de 2 años a más:

Los pequeños a partir de los dos años, aunque caminen, necesitan aún estar en brazos. Y es que se encuentran en una edad marcada por muchos cambios en su ser, como el lenguaje, los primeros pasos, el dejar el pañal, entre otros cambios psicológicos y emocionales. Recuerda que ningún niño desarrolla y se enfrenta al mundo de la misma manera. Algunos necesitan más atención que otros, así que no pienses que está mal llevar en brazos a tu pequeño.

Puedes usar todos los portabebés anteriores y ….

  • Mochila toddler standard

Esta mochila cuenta con un panel más ancho y alto, diseñada para portear a niños a partir de 18 meses hasta los 3 años. Ideal para el bebé tenga una estatura de unos 86 centímetros hasta el fin del porteo, dependiendo de la talla del bebé, soporta hasta unos 25 Kg.

  • Mochila evolutiva toddler

Esta mochila cuenta con un panel más ancho y alto, al igual con un asiento que es ajustable. Esto permite que lo puedas usar un mayor tiempo, ya que se adapta al crecimiento de tu bebé. Es recomendable para usar en niños a partir de los 14 meses hasta los4 años. Tiene un soporte máximo de 25 kilos.

Ahora con toda esta información te será más fácil la elección del futuro Portabebé. Recuerda lo más importante es la comodidad de tu bebé y la tuya. ¡Buen porteo!!